Lesión de Vías Biliares

image description

Lesión de Vía Biliar

Las lesiones del conducto biliar común representan una complicación quirúrgica seria y desafiante. Estas lesiones complejas son a menudo una consecuencia de la colecistectomía laparoscópica. El manejo adecuado requiere un equipo quirúrgico hepatobiliar con experiencia.

El número de colecistectomías realizadas laparoscópicamente ha aumentado considerablemente en los últimos 30 años, desde la introducción de esta técnica a principios de la década de los 90. La incidencia de lesión del conducto biliar en los últimos 20 años ha disminuido a medida que los cirujanos ganaron más experiencia con cirugías laparoscópicas. Una gran base de datos que revisó más de 156,000 colecistectomías laparoscópicas realizadas entre 2005 y 2010 en New York informó 125 lesiones en el conducto biliar con una incidencia general de 0,08 por ciento.

Mecanismo de Lesión

La transección completa del conducto biliar común es la lesión biliar más frecuente y la más difícil de manejar. Esta lesión “clásica” ocurre cuando el conducto biliar común se confunde con el conducto cístico, lo que da como resultado el corte y la división del conducto común, que luego se reseca con la vesícula biliar. La lesión a menudo se complica con la escisión de un segmento del conducto común y la división del conducto hepático común.

En la mayoría de las veces el cirujano no se da cuenta de la lesión y los síntomas inmediatos del paciente son inespecíficos, confundiéndose con los síntomas propios de la cirugía de la vesícula biliar sin embargo los síntomas se intensifican en pocas horas y el paciente puede presentar problemas que inclusive pueden colocar en riesgo su vida si no se toma una conducta adecuada.

Una vez que se estableció que existe una lesión de la vía biliar lo mas importante es buscar un equipo de profesionales especialistas en el tema. El objetivo del tratamiento quirúrgico de una lesión del conducto biliar es el restablecimiento de flujo biliar en el tracto gastrointestinal proximal de una manera que evite la colangitis, o la formación de cálculos o barro biliar. Una reparación inadecuada de la vía biliar puede acarrear una inflamación crónica del hígado con la aparición de cirrosis y la muerte del paciente.

Objetivo de la Cirugía

El objetivo es la reparación definitiva en el primer intento, es por esta razón que si usted sufrió de una lesión de la vía biliar acuda donde el mejor especialista.